Banner


We are much more than just another magazine… We’re a lifestyle.

 
You are here: Home » En Español » Edith Schaffer Lederberg (sp)
| Tuesday, 18 Dec 2018
+ Click here for larger font

Edith Schaffer Lederberg (sp)

E-mail Print

edithCUARENTA Y CONTINUANDO            

Por EDITH SCHAFFER LEDERBERG, EXECUTIVE DIRECTOR AGING AND DISABILITY RESOURCE CENTER OF BROWARD COUNTY      

Cuarenta años, casi la mitad de mi edad, llegando a mis ochenta y ocho años, en este próximo Octubre.

Mi llegada a la Florida fué junto con la primera nieve registrada en Ft. Lauderdale en enero de 1977, que no había sido anunciada por el condado de Broward ni publicada por los medios de comunicación! Mi esposo había sido trasladado a la Florida, y nuestros dos hijos aceptaron acompañarlo. Nuestra hija recientemente casada, permaneció en Long Island, donde residían la mayoría de los parientes. No tuve otra opción que vender la casa, dejar mi trabajo de medio tiempo como Consultor de Relaciones Públicas en Wantagh, Distrito Escolar de Nueva York, y trasladarme al sur, lo cual era extraño y diferente para mi mente y mi corazón.

Como maestra, encontré que mis credenciales carecían de algunas referencias en la Florida, así que fui a una entrevista para una posición de relaciones públicas con la Area Agency on Aging, y fuí contratada. Esto ocurrió en agosto de 1977. Puesto que la escritura y la oratoria eran mis capacidades preferidas, especialmente porque los ancianos eran el sector específico de la población a la cual estaba dirigido mi trabajo. Era extremadamente cercana a mi difunta abuela que me había enseñado a cocinar, a hacer hospitalaria y considerada a la gente de todas las edades y como se identificaban.

A finales de los ´70 y principios de los ‘80, el condado de Broward todavía mantenía granjas y campos abiertos. Las vacas pastoreaban en University Drive y el aroma del pan fresco y horneado, atrajo a miles de personas, pero sin llegar a ser tumultuosos. El manejar a Miami Beach no era temeroso y restaurantes, supermercados y grandes cadenas de almacenes abundaban para los ávidos compradores. Rápidamente, la situación del progreso cambió la escena.

Nos esforzamos por culpar a los constructores, que abarrotaban al condado con condominios, pero solo estaban respondiendo a la necesidad de comunidades de jubilados haciendo todo accesible, sin tomar énfasis en las aglomeraciones donde los coches pronto viajarían en todas direcciones.

Jubilados jóvenes, intrigados por los bajos precios, se apiñaron a Broward sin considerar los problemas de subir a un segundo, tercer o más altos pisos de construcción en condominios sin ascensor. Recuerdo una cantidad de personas mayores, que visitaron mi ofi cina para compartir sus papeles recién encontrados como entidades políticas y/o organizadores de actividades sociales. Eran jóvenes de corazón, decididos en la mente y comprometidos con el desarrollo y mantenimiento de organizaciones, compuestas por personas de la tercera edad que apoyaban a los candidatos que podrían ser alentados a crear sus campañas y beneficiar las necesidades de sus respectivos municipios. 


In May of 2017, one of Edith Lederberg’s Granddaughter’s, Dr. Emily Black Melson, married. Posing for a commemorative photo were Edith and her three children (from l) Peter Lederberg; Carole Lederberg Cooperman; Edith Schaffer Lederberg; and the Bride’s Father, Joel Lederberg

 Pasé una cantidad considerable de tiempo hablando en las reuniones de las potencias políticas, que eran respetadas por sus candidatos personales, que sentían la fuerza de personas destacadas y consecuentemente ofrecían en reuniones de asociaciones de condominios deliciosos pasteles, café, y promesas. La Area Agency on Aging recibió tiempo en la agenda de estas reuniones para hablar sobre nuestros temas. Como resultado, me volví muy astuta al tratar con el liderazgo organizacional. Sus nombres viven en mi cerebro para siempre, y sus voces, aunque han desaparecido de esta tierra, ciertamente están haciendo un impacto positivo en el Cielo.

Mi tiempo y energía se dedicaron a establecer relaciones positivas con el liderazgo de proyectos, así como con representantes de los medios de comunicación. En los años 80 y 90, numerosos pequeños periódicos inundaron el condado, y los reporteros ansiosos, así como talentosos, como Diane Lade del Sun Sentinel y Marsha Hallper, del Miami Herald, siempre respondieron a mis llamadas. Muchas ciudades tenían sus propias publicaciones, y la Quad City News imprimió todo lo que les envié. Hay que reconocer que en la primera parte del siglo XXI, las computadoras y los correos electrónicos destruyeron a muchas publicaciones locales.

En 1986, la pérdida de la fundadora de la Area Agency on Aging, Dra. Nan S. Hutchison, causó un golpe tremendamente negativo a las redes locales, estatales y nacionales de las organizaciones para la tercera edad. Ella era un icono altamente estimado cuyo nombre vive en la historia. Candy Rechtschaffer, ex Subdirectora, dirigió la Area Agency on Aging durante cinco heroicos años cuando ayudó hacer la transición de la organización a una estructura estatal bajo el recién formulado Departamento de Elder Affairs. Su papel, como Director Ejecutivo, fue testigo en nuestra mudanza a un lugar cercano del Aeropuerto Ejecutivo en Ft. Lauderdale.

En agosto de 1986, después de constantes instancias y estímulos de la comunidad y de los miembros de la Junta Directiva, me convertí en Director Ejecutivo. Mis escritos, mis discursos, y roles de coordinación no bajaron, y un personal que siempre me apoyó siguiendo iluminando con su luz mi camino al éxito. Mi inspiración, durante más de 20 años, fue la alcaldesa Vicki Coceano, de Miramar, quien constantemente me recordó que YO era la que quería el trabajo, así que me decía: "¡No te quejes de tus dolores de cabeza!" Vicki fue miembro de la junta de directores por dos décadas, sirvió de Presidente por parte del tiempo y me habló por teléfono todos los días que ambos estábamos en el condado de Broward. Pienso en ella por las mañanas, durante el día, y por la noche cuando la gente sensata se va a dormir y sueña con lo que podría, y debería ser posible. ¡El alcalde Vicki Coceano hacía que se materializaran los milagros! 



Hace diez años, en 2007, el Areawide Council on Aging abrió nuestro nuevo hogar, en Sunrise. Nos habíamos convertido en un centro de recursos de envejecimiento y discapacidad, las responsabilidades habían aumentado y hubo una tremenda necesidad de entrenamiento y difusión, evidenciada por ancianos y cuidadores que tenían problemas con la comprensión del Medicaid, seguros de salud y otros asuntos relacionados. El personal laboral se amplió, con el presupuesto adecuado, para las nuevas responsabilidades, pero aún no eran sufi ciente. El edificio es hermoso, accesible y es un homenaje a más de 421,006 residentes permanentes del condado de Broward.

A medida que pasaban los años, me sentí muy consciente del trauma asociado con el proceso del envejecimiento. Desde que llegué a la Florida, perdí a mi madre, a un sobrino querido, a una sobrina favorita y, más recientemente, a mi adorado hermano que sufrió los males de la Enfermedad de Parkinson. Mi querida hermana, es una víctima del Alzheimer. Muchos amigos se han retirado mientras que otros se fueron al cielo pero aún así, todavía prefiero dedicar mi tiempo, energía y  creatividad para beneficiar a esta sociedad.

Mi sueño de abrir el primer centro de cuidado de adultos para gays, lesbianas y transexuales en el mundo se convirtió en una realidad en el 2002. Orgullosamente lleva el nombre de nuestro fallecido director de finanzas, Noble A. McArtor.

En las primeras horas del día de la semana, puedo encontrarme en mi oficina escribiendo cartas, artículos y/o poesía, corrigiendo el trabajo de otro personal, hablando con el mejor abogado del mundo, Sam Goren, o simplemente soñando con lo que yo deseo en un mundo más perfecto, si esa elección se pusiera en mí poder.

Mantendría a mis hijos y nietos lejos del dolor inevitable que la vida trae a todos; el sostén del alimento y la felicidad borrarían la escasez de las finanzas. Cada día crearía la esperanza en las mentes y en los corazones de la humanidad. Ojalá que los fuertes y vigorosos días y las mañanas sean mis constantes compañeros, y las sonrisas de mis asociados, como mi Asistente Administrativo, Cheryl Morrow, seguirá trayendo los rayos del sol a mi presencia. ... y que el éxito de mis años en el Aging and Disability Resource Center sea compartido con todos aquellos que hicieron lo posible y meritorio, porque ellos me tomaron de mis manos y siguieron mi liderazgo incluso cuando el futuro parecía incierto.  Nunca olvidaré recordar!





At a family gathering in 2013, Sisters Ramona Schaffer Lobl, and Edith Schaffer Lederberg, with Brother Eugene Schaffer, enjoyed a time of togetherness and shared dreams


Mantendría a mis hijos y nietos lejos del dolor inevitable que la vida trae a todos; el sostén del alimento y la felicidad borrarían la escasez de las finanzas. Cada día crearía la esperanza en las mentes y en los corazones de la humanidad.

Ojalá que los fuertes y vigorosos días y las mañanas sean mis constantes compañeros, y las sonrisas de mis asociados, como mi Asistente Administrativo, Cheryl Morrow, seguirá trayendo los rayos del sol a mi presencia. ... y que el éxito de mis años en el Aging and Disability Resource Center sea compartido con todos aquellos que hicieron lo posible y meritorio, porque ellos me tomaron de mis manos y siguieron mi liderazgo incluso cuando el futuro parecía incierto.  


Nunca olvidaré recordar!

 

edith

Edith with her grandmother



news------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Provided by 55+ Resources Network: www.placementcounselors.com, www.scoopforseniors.com, www.browardassistedliving.us, www.palmbeachassistedliving.us, www.floridaassistedliving.us, www.consutlatoriageriatrica.com and your South Florida’s preferred free bilingual senior magazine  www.55plusmag.us .
This online network is one of the most comprehensive sources of information in South Florida. The telephone number is 855- 455 - PLUS (7587).  Call us!